El agave en la actualidad.

El agave o maguey es una planta que lleva consigo un cúmulo de tradiciones mexicanas, que todavía hoy se practican. Esta planta, que ha acompañado a México durante todas sus etapas evolutivas, desde el imperio azteca hasta nuestros días, es estudiada todavía por todas las propiedades que tiene.

Los mexicanos saben bien que de ella proviene el preciado tequila, y que el pulque y el mezcal se extraen también de sus piñas. Estas bebidas son parte de la cultura nacional y llenan de orgullo a todos los trabajadores que se toman muy en serio la calidad de sus productos finales.

El pulque es, además de una bebida alcohólica, un suplemento alimenticio para personas que están desnutridas o tienen una mala alimentación. Para esto se emplean sobre todo las bebidas con menor porcentaje de alcohol. Debido a la riqueza en vitaminas del pulque, se ha estudiado la planta de la que procede, y se ha determinado en diferentes estudios que el jarabe de agave ayuda a combatir la tos y algunos problemas gastrointestinales como la gastritis y úlceras. Este jarabe, de composición 100% natural, es empleado también como sustituto de la miel por aquellas personas que son vegetarianas o veganas.

Todavía en la actualidad se utilizan las hojas del agave en la producción de cuerdas y tejidos, debido al alto nivel de fibra que posee. El tejido se puede emplear de manera artesanal, para crear hamacas y cestas. La variedad más utilizada para este fin es el henequén, que fue exportado a otras regiones, y ahora se siembra en muchos países de la zona.

En el agave se aprovecha todo. Ya sea que se utilice para obtener tequila o para hacer soga, siempre quedarán partes sin utilizarse que se pueden procesar para de ellas obtener una especie de masa que se utiliza para hacer papel.